Loading...
Estás aquí:  Home  >  Colaboraciones  >  Artículo actual

La importancia del horizonte estratégico a largo plazo y de la Prospectiva en la construcción de Futuros Deseados

Por   /  9 octubre, 2019  /  Sin comentarios

    Print       Email

No sabemos lo que nos va a traer el futuro, entretanto sabemos que el futuro es más o menos dependiente de las decisiones que tomamos hoy. Decisiones tomadas en el pasado influirán en las oportunidades que tenemos ahora. El hoy, una era de imprevisibilidad y disrupción, nació entre los años 70 – 90 en algún lugar de Silicon Valley.

Para la mayoría de las organizaciones, especialmente en América latina, el pensar estratégico de corto plazo es la norma, lo que resulta que las mismas no construyen el futuro de industrias, sectores, o crean nuevos mercados inexistentes, pero si siguen modelos definidos en países como UUSS, China, Alemania, Escandinavia, entre otros.

Nos podemos preguntar: ¿cómo es posible pensar en el futuro con un horizonte de diez años por delante si no sabemos siquiera qué ocurrirá mañana? La respuesta es que justamente por el alto nivel de incertidumbre, es indispensable prepararse para un futuro con escenarios alternativos.

En la XVI Conferencia de Ministros y Jefes de Planificación de este año, en Uruguay, Alicia Bárcena, representante de las Naciones Unidas, recordó que la crisis de 2008 marcó un punto de inflexión en el modelo económico, generando una hiperglobalización que ha derivado en crecientes desigualdades en países que no están invirtiendo en el futuro, como los países de América Latina y el Caribe, que continúa siendo la región más desigual del mundo.

La Prospectiva Estratégica es una metodología que nos permite reducir la incertidumbre en los escenarios probables que vamos a vivir en el futuro, permitiendo que las organizaciones sepan cómo identificar señales del futuro hoy, interpretar dichas señales traduciéndolas en acciones orientadas a disminuir riesgos o a la creación de oportunidades de crecimiento, con el fin de alcanzar nuestra visión de futuro.

La prospectiva nos apoya a contestar preguntas, como:

  • ¿Cuáles son los retos que conlleva el futuro y cómo podremos enfrentarlos?
  • ¿Cómo identificar las opciones de innovación y crecimiento presentes en el ecosistema de las organizaciones?
  • ¿El modelo de negocios de mi organización es sostenible?
  • ¿Qué va a significar tener éxito en el futuro, cómo identificarlo y qué debe hacerse desde ahora para lograrlo?

Está claro que la innovación orientada a crear oportunidades y nuevos sistemas, será el resultado de un cambio de paradigma, el cual requiere un pensar estratégico a largo plazo, a la adopción de un enfoque proactivo y colaborativo, además de la utilización de métodos anticipatorios, prospectivos. La creación de un balance entre lo urgente e importante, a partir de la gestión de tres horizontes estratégicos: corto, mediano y largo plazo, mezclando la innovación con la disrupción, crea futuros deseados.

Las organizaciones latinoamericanas deben estar preparadas para adaptarse a futuros emergentes, y así poder competir en el mundo globalizado, digital y híper conectado en lo cual vivimos. Nos preocupa el futuro, lo que hace falta es que nos ocupemos en construirlo a través de metodologías, competencias y visón prospectivas.

Fernanda Ballvé Ebert
Tantum Group
m: +52 (55) 76094592

http://www.tantum.com

    Print       Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También puede interesarte...

¿No estás listo para migrar tu ERP a la nube? No estás solo

Leer más →